PsicoNotas.com

← Descargo Legal Piaget: Estadíos →
Jorge Grippo

El juego en la psicología

Los juegos inciden en el desarrollo de la psicomotricidad, nos dan información positiva acerca del mundo exterior, también fomentan la génesis intelectual.

En psicología el juego en niños permite el descubrimiento del “si mismo”.

En el juego reglado, se puede perder. Esto posibilita una función de final no asegurado y por lo tanto interesa, ya que está igualmente abierto a la victoria o a la derrota y podemos ver qué reacción toma el niño ante la posibilidad de alguna de estas dos situaciones.

El juego supone una actividad que solo se puede definir desde el propio sujeto.

Permite interactuar con la realidad física y social y viene determinado por factores internos de la persona que juega, por lo tanto, es de suma importancia la motivación del niño, adolescente ó adulto.

El juego es placentero, divertido, y desde algunas concepciones freudianas, es simbólico.

Tiene una función similar a la del sueño, ya que se relaciona con deseos inconcientes. Su carácter gratificador también es planteado por autores como Piaget y Vigotsky.

Existe en el juego un predominio de los medios sobre los fines, a diferencia de la vida cotidiana en donde los medios son utilizados para lograr los fines.

La acción lúdica provoca satisfacción:

  • Es una acción o actividad espontanea, libre y no puede ser impuesta.
  • Es de carácter simbólico: lo que representa no lo podemos considerar como algo estricto.

Piaget habla de la génesis del juego infantil y manifiesta que hay tres tipos de estructuras que caracterizan a los juegos infantiles:

  1. El ejercicio: es el primer juego que aparece y abarca las primeras actividades que el niño realiza con su cuerpo. Los llama “juegos sensorio motores”. Se caracterizan por la ausencia de símbolo y de regla. Son asimilables a los juegos de los animales.
  2. El símbolo: requiere la representación de un objeto. Su función principal es la realización de deseos y resolución de conflictos. Los animales carecen de este tipo de juego y en los niños aparece alrededor de los 2 años.
  3.  La regla: Implica relaciones sociales y una regularidad pactada por el grupo, que si es violada se considera como una falta. Aquí observamos la instalación de la norma o ley (super yo).

El juego de ejercicio tiene que ver con movimientos corporales, es decir, tomar objetos, pueden ser los seres humanos que lo rodean con los cuales comienza la interacción social.

En un primer momento el adulto facilita el proceso y mas adelante el niño reclama el objeto del juego, lo promueve o convoca para la situación de juego hasta los dos años.

A partir de esa edad comienza el juego simbólico en la que el niño empieza a ser capaz de representar objetos que no están presentes y es la etapa del desarrollo del lenguaje la que va a facilitar la aparición de los juegos simbólicos.

Jugar en esta etapa permite separar el significado de la acción. Tiene correlato con el pensamiento animista, que en Piaget es egocéntrico.

Los primeros juegos simbólicos son individuales y si se junta a muchos chicos lo que se producirá es el juego “paralelo”, es decir, cada niño jugador despliega su propia fantasía.

Piaget plantea que esta ausencia de colaboración del otro en el juego paralelo es lo que hace del juego simbólico tenga carácter de egocéntrico.

El juego de reglas surge una vez que empieza a disminuir el juego egocéntrico. Puede ser al aire libre ó en juegos de mesa, etc. El niño empieza a comprender que la regla no es una imposición externa y fija, sino que puede ser pactada por los jugadores, pero una vez acordada no se puede infligir porque se arrebata la ilusión del juego.

Entre los autores mas destacados que han realizado teorías sobre el desarrollo de los juegos podemos destacar a Winnicot, Melanie Klein, Jean Piaget, Vigotsky,  Freud, entre otros.

Compártelo

Te puede interesar también
Centros de atención psicológica gratuita
Lapsus
El gran Otro

Coméntalo en tu Facebook

← Descargo Legal Piaget: Estadíos →